Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la depresión es la principal causa de los problemas de salud en el mundo, después de haber aumentado en un 18% entre 2005 y 2015. Esta enfermedad no escoge edad, sexo o clase social, requiriendo tratamiento adecuado (psicoterapia y toma de medicamentos), ayuda especializada (psiquiatra/psicólogo), apoyo familiar y social.

Medicamentos

El consumo de antidepresivos se ha duplicado entre 2013 y 2016 y se prescribió sólo 2016 unos 30 millones de envases de medicamentos para la depresión, ansiedad y otros problemas de salud mental.

Según el informe del Programa Nacional para la Salud Mental presentado en octubre de 2017, los centros de salud diagnosticaron perturbaciones depresivas en el 9,3% de los usuarios en 2016 y ese mismo año se vendieron 11,8 millones de envases de antidepresivos.

El Suicidio

Las perturbaciones depresivas en su forma más grave potencian el suicidio y, según las estimaciones de la OMS, en 2015, 788 mil personas cometieron suicidio, correspondiendo al 1,5% del total de muertes en el mundo.

Desesperación del alma

La depresión es el estado de desesperación del alma. La sensación de vacío profundo es el mayor dolor del depresivo. Los síntomas de la depresión empiezan con la duda, a continuación, viene el miedo, el vacío, la tristeza profunda, la agonía…, en pocas palabras, se puede decir que «tratar de la depresión es tratar del alma.»

Y para tratar del alma sólo existe un camino que debemos seguir: Este camino es oír la Palabra de Dios, meditar en las Sagradas Escrituras, en fin, absorber el Espíritu de la Biblia.

Abrir chat
Hola 🤚🏻
¿En qué te podemos ayudar?
Powered by